Los acontecimientos en el discurso

Márquez Chora Xareni

El discurso sobre violencia contra la mujer y feminicidio se configura por una serie de acontecimientos que agregan aristas al abordaje del mismo, no obstante, es posible identificar constantes que responden a una unificación del tema. En el análisis anterior se dijo que la coyuntura que dio pie al abordaje de los crímenes contra la mujer tuvo origen en la Conferencia Mundial sobre la Condición Jurídica y Social de la Mujer, que se celebró en  México en el año 1975, a partir de ese momento las instituciones gubernamentales y no gubernamentales, así como de los medios de comunicación, iniciaron campañas con el propósito de sensibilizar y visibilizar el tema.

Los informes acerca de las agresiones contra la mujer se construyen como instrumentos en donde se indica el tiempo, el modo y la forma en la cual ocurrió el hecho reportado. Sin embargo no siempre se tiene la certeza de esos datos, cuando esto ocurre las notas advierten la forma en la cual se intuye sucedieron los eventos, lo anterior se logra a partir de una serie de inferencias periciales que se hacen tomando en cuenta  las condiciones en las cuales fue encontrada la víctima.

En las notas sobre feminicidios y violencia contra la mujer se repiten las siguientes palabras: violación, asesinato, discriminación, discriminación laboral, acoso, asfixia, abuso, golpes, agresión, desaparición, apuñalada, degollada, violencia doméstica, primo, hijo, esposo, novio, amigo, padre, ex pareja, ex novio, ex esposo, entre otras.

El periodista Esteban Illades sostiene que mantener el interés en temas sensibles es una carga para el lector, pero su tratamiento apela a la no normalización. Entonces, para evitar asimilar los abusos como algo perteneciente a lo humano, los analistas, periodistas e instituciones han citado los informes  y las descripciones de esta clase de eventos.

Es decir, se remiten a las constantes de las notas informativas y a los datos de las estadísticas para realizar nuevas lecturas sobre acontecimientos que llevan 47 años boga. En términos de Foucault se diría que el trabajo de visibilización ha fungido como una especie de comentario, pues se citan una y otra vez las estadísticas y los casos con el objetivo de establecer maniobras en pro de la defensa de la integridad de las mujeres.

Asimismo, los informes y  las políticas públicas que han surgido de las evidencias, podrían tomarse como nuevos discursos que se significan a partir de su contexto. Por ejemplo, el 2 de febrero del año paso, se levantó en Jalisco la Alerta de Violencia contra Mujeres (AVM) debido a la documentación de 246 muertes en las que se encontraron signos de violencia.

Las acciones y los discursos que versan sobre la violencia contra la mujer y los feminicidios están inherentemente ligados, pero los acontecimientos materiales no son los que determinan el rumbo de dichas enunciaciones, si no el efecto que estos tienen como series discontinuas en su condición de aparición, crecimiento y variación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s